Preguntas Frecuentes Colchones Viscoelásticos

¿Qué aspectos debo tener en cuenta al momento de elegir un colchón?

Al momento de elegir un colchón hay una serie de aspectos claves a tener en cuenta:


> La edad de la persona o las personas que descansarán en el colchón
> El peso corporal, complexión física y altura de cada uno
> Los problemas de salud que puedan afectar o tener relación con el descanso
> Las preferencias a la hora de dormir

Sin entrar en detalles, las características iniciales de los colchones puede estar relacionadas con la firmeza y grado de adaptación del colchón, pudiendo ser: firme, intermedio o suave.
Los colchones de muelles y espuma son los más firmes y los de látex los más suaves o mullidos, siendo los viscoelásticos los que ofrecen una firmeza media y una gran adaptabilidad.
Actualmente son los colchones más recomendados debido a que se amoldan perfectamente a la anatomía o forma del cuerpo, permitiendo que el cuerpo descanse en una posición natural y aliviando los puntos de presión en toda la superficie de contacto.

En el caso de que padezca alguna enfermedad, afección, o tenga dolores musculares u óseos, es recomendable que consulte con su médico para solicitarle información y consejos relacionados con la alternativa de descanso más recomendable para su situación.

¿Cómo afecta la temperatura a nuestro descanso?

Para muchas personas uno de los principales problemas para descansar bien está relacionado con el calor.
Actualmente existen muchos tratamientos y materiales que se utilizan en la confección de los acolchados que permiten disminuir la sensación de calor que producen algunos materiales utilizados en los núcleos de los colchones.
Nuestros modelos de colchones viscoelásticos incorporan tratamientos especiales en los tejidos que ayudan a disminuir la sensación de calor.
Además puede proteger su colchón utilizando cubre colchones térmicos transpirables que regulan la temperatura corporal y combaten el calor.

¿Cómo mantener el colchón de forma adecuada?

Existen algunos cuidados básicos y recomendaciones que son indispensables para el correcto uso y mantenimiento de su equipo de descanso, permitiéndole además extender la vida útil del mismo.

> Se recomienda que durante los primeros 6 meses voltee el colchón semanalmente para asentar los rellenos de los acolchados y evitar las marcas causadas por el peso del cuerpo debido a su uso. No obstante se considera normal que se visualice una marca donde se ha descansado durante varias horas.
Transcurridos los 6 meses se recomienda dar vuelta el colchón 1 vez al mes para prolongar la vida útil del mismo.
En los colchones con material viscoelástico es muy importante comprobar la correcta colocación del equipo, de forma que siempre quede en la parte de arriba el material viscoelástico. Se debe girar 180º cada 3 meses para mantener los acolchados en perfectas condiciones.
Los colchones que disponen de solo una superficie de descanso (One side), se deben girar 180º cada 3 meses para mantener los acolchados en perfectas condiciones.
> Nunca doble ni pliegue su colchón, a excepción de los colchones articulados.
> Proteja el colchón con una funda. En colchones de espuma, látex y viscoelástico, la funda debe ser elástica y transpirable, evitando utilizar fundas con tejido plastificado. Evite el uso de sábanas, colchas u otros accesorios que no permitan una correcta transpiración el equipo de descanso.
> Nunca deje el colchón expuesto al sol. Durante la limpieza de la funda nunca quite la funda interior de protección.
En colchones no desenfundables no limpie en seco ni humedezca o moje los tejidos o tapicería del equipo de descanso.
> Ventile el equipo de descanso cada mañana.
Debe mantener su habitación en  óptimas condiciones de temperatura (entre 15º C y 20ºC) y humedad (entre 45% y 60%).
La aparición de manchas de moho son consecuencias de la humedad excesiva y una baja temperatura en la habitación, así como una deficiente ventilación del colchón.
> El material viscoelástico es sensible a la temperatura, por este motivo debemos evitar exponer el colchón a elementos emisores de calor tales como mantas eléctricas, bolsas de agua caliente, etc. La exposición constante y desmedida a fuentes extremas de calor puede afectar de manera negativa las propiedades del material, y de forma permanente.
> Evite que los niños salten sobre el equipo de descanso. No se ponga de pie sobre el colchón o la base.
> No apoye objetos punzantes o pesados directamente sobre la superficie del colchón o base.
> No utilice el colchón sobre una base que no cubra el 60% de su superficie o que se encuentre en mal estado. La elección de un soporte adecuado es básica para la duración del colchón. No utilice un colchón nuevo sobre una base de malla metálica.

¿Es normal que el colchón nuevo tenga un olor especial?

Al desembalar el colchón es conveniente dejarlo unas horas en un lugar ventilado.
Los productos nuevos pueden desprender cierto olor durante los primeros días, pero desaparece a los pocos días de uso, no siendo nocivo.
Le recomendamos que ventile la habitación diariamente para favorecer la aireación del equipo de descanso y acelerar la desaparición del olor.

¿Qué funda debo utilizar para proteger el colchón?

En colchones de espuma, látex y viscoelástico, la funda debe ser elástica y transpirable, evitando utilizar fundas con tejido plastificado. Evite el uso de sábanas, colchas u otros accesorios que no permitan una correcta transpiración el equipo de descanso.
Es preferible utilizar un modelo de funda que deje la parte baja del colchón al aire libre, para una correcta aireación del equipo de descanso.

¿Cómo me doy cuenta si debo renovar mi colchón?

El uso normal y habitual de un colchón puede provocar un hundimiento en la zona donde descansa (efecto huella). Este hundimiento puede ser mayor o menor en función de la antigüedad del colchón, la calidad de los materiales de la funda y los acolchados, y el peso de las personas que descansan en ese colchón.
Este hundimiento normal no afecta el descanso, ya que solo afecta al acolchado, pero las cualidades del núcleo se mantienen en óptimas condiciones.
El efecto huella o hundimiento se considera normal cuando no excede los 3 cm.
Si el colchón presenta un efecto huella superior a 3 cm y afecta el núcleo o las capas inferiores del colchón, debe considerar seriamente un cambio.
La vida útil de un colchón puede variar, pero es aconsejable revisar periódicamente el estado del colchón.
Se aconseja hacerlo con más énfasis a partir de los 5 o 7 años, dependiendo de los materiales y la calidad de los mismos.

¿Cómo se mide la altura del colchón?

Para medir correctamente la altura del colchón, es importante realizar la medición desde la zona central superior a la inferior, sin ejercer ninguna presión.
Hay que considerar que habitualmente el cierre perimetral del colchón comprime los laterales, es por este motivo que si usted mide el colchón desde el ribete o extremo de la funda (dependiendo si es un colchón cerrado o abierto), puede existir una diferencia de altura de 2 a 4 centímetros.

¿Qué es la densidad del material que compone un colchón?

La densidad indicada en la descripción de los colchones corresponde a la de los materiales que los componen.
La densidad de un material es la cantidad de material que hay por cada metro cúbico de producto. Se mide en Kg/m3.

¿Qué son los tratamientos que se incorporan en los tejidos?

En la actualidad existe gran variedad de tratamientos que se aplican a los tejidos para lograr determinados efectos que repercuten en un mejor descanso.
El sector textil innova permanentemente en el desarrollo de nuevos tejidos y tratamientos que se aplican a éstos para mejorar el descanso.
En la actualidad existen diferentes tipos de tejidos y tratamientos:
> Termoreguladores. Regulan de forma activa la temperatura para dormir, proporcionando una mejor calidad de sueño.
> Mejoran la circulación sanguínea. Modifica el espectro de la luz visible e invisible, establece una interacción con determinadas longitudes de ondas y las transforma en energía. Esta transferencia de energía hacia el cuerpo permite a las células almacenar más oxígeno, mejorando la circulación sanguínea.
>  Repelente de insectos, mosquitos, chinches, polillas.
> Hidrorepelentes y transpirables. Totalmente transpirable y protección contra líquidos de cualquier naturaleza.
>  Ignífugos. Concebido para la fabricación de colchones resistentes al fuego.
>  Antiestáticos. Disipación instantánea de la molesta carga electroestática.
> Naturales. Con microaplicaciones de componentes naturales beneficiosos para la salud y otros aspectos, como el aloe vera, la soja, el bamboo, la seda, etc.
> Antimicrobianos. Eliminando las bacterias sobre el tejido, dificultando el proceso enzimático y perjudicando la fisiología celular, reduciendo al mínimo el riesgo de alergias. Protege contra los ácaros, manteniendo el colchón libre de moho y bacterias.

¿Qué colchones son los más adecuados para los niños?

Habitualmente se recomiendan colchones con un grado de firmeza medio, que sean adaptables pero que mantengan la espalda en posición recta.

Además es importante tener en cuenta otros aspectos relacionados con las características de los niños que dormirán en los colchones:
> Edad
> Peso
> Altura
> Riesgos de alergias
> Si padece trastornos en el sueño

¿Cuál es la duración o vida útil de un colchón Pharmaouest?

Independientemente del material y la calidad de los mismos, la duración máxima se puede estimar en 10 años.
ASOCAMA (Asociación Española de la Cama) recomienda cambiar el colchón como máximo cada 10 años para poder mantener unas condiciones de higiene y calidad adecuadas para un descanso óptimo.

¿El peso influye en la elección del colchón?

El peso es uno de los elementos más importantes a la hora de elegir un colchón, pero no el único.
Para las personas que tienen sobrepeso o un peso elevado no es recomendable dormir sobre colchones demasiado suaves o mullidos, ya que pueden ser muy adaptables y envolver más de lo normal el cuerpo. En estos casos se recomienda elegir un colchón con un núcleo que soporte el peso del cuerpo de la persona, sin afectar las cualidades y características del material.  
Hay otros factores de importancia que se deben tener en cuenta al momento de seleccionar el equipo de descanso más adecuado a sus requerimientos y necesidades.
Para ampliar información lea la respuesta a la pregunta ¿Qué aspectos debo tener en cuenta al momento de elegir un colchón?

¿Cómo se envían los colchones?

Los colchones pueden enviarse en formato listos para usar o envasados al vacío.
Los colchones envasados al vacío son aquellos a los cuales se les quita el aire de su interior al momento de embalarlos, de manera que ocupan mucho menos espacio que los colchones listos para usar o en formato normal. Estos colchones son más fáciles de transportar debido a que el embalaje es más pequeño, pero una vez abiertos, el cliente debe esperar 24 horas para que el colchón recupere su forma normal.
Este tipo de colchones envasados al vacío no deben permanecer mucho tiempo antes de desembalar, ya que pueden tener problemas de recuperación de la forma normal. Todos los colchones son fabricados íntegramente en Francia.
Los colchones en formato listos para usar tienen un tamaño de embalaje más grande y consecuentemente son más difíciles de transportar. Sin embargo, el cliente puede disfrutar del colchón inmediatamente después de desembalarlo, así como también verificar las características y estado del mismo.
En ambos casos, el colchón es embalado en un plástico protector que asegura la correcta manipulación y transporte del producto, manteniendo todas las garantías de higiene.